Ley 7/2012 de 29 de Octubre, Limitación de pagos en efectivo

Vamos a comentar a continuación esta Ley, aprobada el año pasado con la finalidad de establecer una limitación a los pagos en efectivo realizados entre empresas y entre estas y particulares.

Desde el día 19 de noviembre de 2012 ha entrado en vigor la limitación de pagos en efectivo prevista en el artículo 7 de la Ley 7/2012, de 29 de octubre, de modificación de la normativa tributaria y presupuestaria y de adecuación de la normativa financiera para la intensificación de las actuaciones en la prevención y lucha contra el fraude.

 En particular se establece que NO podrán pagarse en efectivo las operaciones, en las que alguna de las partes intervinientes actúe en calidad de empresario o profesional, con un importe igual o superior a 2.500 euros o su contravalor en moneda extranjera.

No obstante, el citado importe será de 15.000 euros o su contravalor en moneda extranjera cuando el pagador sea una persona física que justifique que no tiene su domicilio fiscal en España y no actúe en calidad de empresario o profesional.

¿Qué se considera efectivo?

El papel moneda y moneda metálica, nacional o extranjera.

Cheques bancarios al portador en cualquier moneda.

Cualquier otro medio físico, incluidos los electrónicos, concebidos como medio de pago al portador.

Respecto de las operaciones que no puedan pagarse en efectivo los intervinientes de las operaciones deberán conservar los documentos justificativos de la operación y ponerlos a disposición de la AEAT en caso de requerimiento.

Esta limitación no resulta aplicable a pagos e ingresos realizados en entidades de crédito.

Notas:

Pagos de operaciones parte en transferencia y parte en efectivo:  Si la operación es superior al límite deberá abonarse en su totalidad por transferencia, en caso contrario se incumpliría la Ley.

Varias operaciones en un mismo día a un empresario: La AEAT considera el criterio de operación por operación, no por cierre diario, por lo que si se ha facturado en un mismo día más de 2.500€ a un mismo empresario o particular pero por operaciones distintas no se incumple la Ley.

Operaciones de asesoramiento, consultoría, contabilidad de carácter periódico: La AEAT considera como una operación por sí misma el asesoramiento o cualquiera de estos servicios profesionales prestados a lo largo del tiempo, al margen de que el pago o facturación se produzca de forma mensual, por lo que no se podrá abonar vía efectivo si se supera el importe de 2.500€ a lo largo del año.

Para cualquier otra duda en referencia a este Ley consúltenos.